jueves, 22 de julio de 2010

Los peregrinos llenan los albergues de Sarria y obligan a abrir dos pabellones

Los peregrinos saturaron en los últimos días los albergues del municipio de Sarria, obligando a la apertura de dos de los pabellones de la villa, situación que hacía años que no se daba, señalaron desde el Ayuntamiento.

Durante esta última semana el goteo de peregrinos ha sido constante, formando largas colas ante los lugares de hospedaje y consiguiendo que la decena de albergues sarrianos, que ofrecen en conjunto más de 300 plazas, estuviesen al 100 por ciento de su capacidad. En estas situaciones es habitual abrir el pabellón de los institutos sarrianos como un albergue provisional, que cuenta con 200 colchonetas. Aunque ante esta afluencia masiva de caminantes en la ruta incluso este se ha completado, por lo que el Ayuntamiento se ha visto obligado a recurrir al pabellón de O Chanto.

Ya el pasado mes de abril el gobierno local trabajó en el acondicionamiento del recinto de los institutos con la compra de unas 200 colchonetas que ayudarán a los viajeros a estar más comodos durante su estancia. Esta actuación fue financiada a través de un convenio con el Xacobeo. Además, este año se instauró en los municipios del Camino la medida de cobrar a los usuarios del recinto tres euros por persona y día.

Los albergues de Sarria ya colgaron su cartel de completo la pasada Semana Santa, cuando muchos peregrinos se animaron a realizar el Camino Francés con motivo de las vacaciones. Sin embargo, en estos últimos meses la ocupación, si bien ha sido constante, no había sido mucho mayor que otros años, al contrario de lo que se esperaba con motivo del Año Santo. «La afluencia es similar pero será a finales de julio cuando comience la verdadera saturación», declararon desde la oficina del peregrino, explicando que todos los años las fechas de mayor presencia de viajeros son «antes del Día del Apóstol y durante los primeros 20 días de agosto». Esta semana se han desbordado las previsiones debido a que muchos peregrinos quieren llegar a Santiago para la celebración de esta festividad el próximo domingo.

Esta elevada afluencia de peregrinos también se deja notar en los hoteles y casas rurales de Sarria. «Julio suele ser un mes algo flojo, pero llevamos toda esta semana llenos o al 90 por ciento de ocupación», comentaron desde uno de los establecimientos hosteleros.

Seguridad

  • La Guardia Civil vigila el Camino. Agentes de la Guardia Civil vigilan durante los meses de julio, agosto y septiembre el Camino Francés. En los últimos días ha sido habitual ver por las calles de la vill sarriana a los agentes de la Guardia Civil en caballo, aunque también están presentes en moto en todos los puntos de la ruta jacobea, en un intento por reforzar la seguridad ante el incremento de viajeros que se espera con motivo de la celebración de este Año Santo.

  • Protección Civil. Además, voluntarios de Protección Civil de Sarria ayudan a velar por el peregrino desde enero dentro del plan de atención al peregrino. Los efectivos desbrozan, limpian y señalizan el Camino Francés, así como atienden a los peregrinos que solicitan información sobre la ruta jacobea. Trabajos que la agrupación sarriana, cuya área de influencia abarca desde Pedrafita do Cebreiro hasta Ventas de Narón, realiza año tras año, pero que se ven intensificados al ser Xacobeo.


Fuente: http://elprogreso.galiciae.com/nova/58518.html