domingo, 6 de junio de 2010

Los albergues del Camino del Norte empiezan a aumentar su ocupación por el Año Santo

Los peregrinos alemanes han abundado en la ruta en invierno y en primavera

El Camino del Norte empieza a notar poco a poco los efectos del Año Santo. Las cifras son por ahora un poco reducidas, como, por otro lado, resulta habitual en meses de invierno y de principio de primavera. De todos modos, de las impresiones recabadas ayer en tres albergues de la comarca -Gontán, Vilalba y Baamonde- se deduce que las perspectivas apuntan a un próximo incremento.

Con los datos en la mano, como se comprueba en la tabla reproducida en esta misma información, se observa que el número de peregrinos ha aumentado en los cinco primeros meses de este 2010. Si se toma como referencia el albergue de Gontán, primero que encuentran en Terra Chá los peregrinos que se dirigen a Santiago por el Camino del Norte, el incremento de personas interesadas en lograr la compostela al final de su experiencia parece un hecho: los 455 peregrinos que pasaron por ese albergue en los cinco primeros meses del año pasado aumentaron en este a 685.

Situado en el municipio de Abadín, este albergue tiene 26 plazas -dos de ellas, dedicadas a minusválidos- y es el más reciente de los que funcionan en la comarca. Más amplio -48 plazas, cuatro para minusválidos- es el de Vilalba, que también tiene más antigüedad, pues está en funcionamiento desde el Jacobeo 99. Y más numerosa es la capacidad del de Baamonde, que en su interior puede acoger a 94 peregrinos -cuatro de las plazas están reservadas para minusválidos-.

No obstante, de los datos facilitados en esos dos establecimientos se deduce que el incremento de peregrinos empieza más bien ahora y que serán este mes y los inmediatamente siguientes los que se caractericen por la llegada de más gente. El inicio de las vacaciones y el final del curso escolar no parecen factores ajenos a esas perspectivas, según las impresiones recabadas

En Vilalba, por ejemplo, han llegado a coincidir 26 y 32 personas en el albergue, lo cual ocurrió en el mes de mayo. En los primeros días de este mes, mientras tanto, la media de ocupación ha estado entre 18 y 22 peregrinos.

En el albergue de Baamonde, por su parte, la ocupación media es inferior porque es mayor el número de plazas, pero el número de peregrinos parece similar al de Vilalba: hubo días del pasado mayo en que el número de peregrinos alojados rondó la treintena.

En lo que sí hay coincidencia en los tres albergues es en la procedencia de los caminantes. Hay un buen número de españoles, pero es también significativa, tanto en términos absolutos como porcentuales, la presencia de peregrinos alemanes.

Distinto origen

Mientras tanto, es también distinto el lugar elegido por unos y otros para comenzar su recorrido a Santiago. Hay caminantes procedentes de Ribadeo, pero también los hay que vienen desde Asturias o desde el País Vasco, de igual modo que tampoco faltan los que comienzan la peregrinación en Terra Chá para completar así 100 kilómetros.

En Baamonde, además, ya hay previsiones de peregrinaciones numerosas para el verano, aunque en ese caso ya no se alojarán en el albergue sino en el pabellón.

Fuente: http://www.lavozdegalicia.es/lugo/2010/06/06/0003_8531619.htm

¿Qué opinas de esta noticia? ¿Tienes algo que decir? Cuéntanoslo...